mié

26

feb

2014

Open Government Data

Paula Sainz Iglesias
Paula Sainz Iglesias

 

 

La llegada de las nuevas tecnologías y su posterior uso han facilitado la interacción y la comunicación entre las instituciones y los ciudadanos. Si a este hecho le añadimos la demanda y el interés cada vez más creciente por parte de la ciudadanía de tener acceso a la información de los gobiernos hace que resulte necesaria la implantación de un nuevo modelo de gobierno.

 

Open Government Data es un movimiento que se basa en la idea de proporcionar a los ciudadanos acceso libre y gratuito a la información con el fin de fomentar la transparencia y la participación de estos en la gestión pública y en la rendición de cuentas. Por otra parte, este nuevo movimiento también aboga por la reutilización de la información del Sector Público (RISP) de modo que uno de sus objetivos principales consiste en permitir que la información del sector público esté disponible para todos y en formatos abiertos con la finalidad de facilitar su redistribución y generar nuevos productos y servicios a los que se les dota de un valor añadido.

 

Aunque su origen es difuso, este suele situarse en el año 2009, cuando el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, propuso esta iniciativa y estableció los tres pilares básicos sobre los que debía asentarse esta nueva filosofía: transparencia, colaboración y participación. En el caso de Europa, es el Reino Unido el país pionero en la puesta en marcha de iniciativas y planes de acción en materia de datos abiertos. 

 

Para poder hacer realidad el Open Government Data y facilitar la libre disposición de la información generada por las administraciones públicas se han puesto en marcha de diferentes plataformas que permitan la difusión de los datos. Estas plataformas son los portales de datos, los cuales constituyen una herramienta básica en materia de acceso a la información pública y un importante nexo de unión entre las administraciones y los ciudadanos. Actualmente, en Europa existen numerosos portales de datos abiertos tanto a nivel nacional como regional y local. En el caso de la Comisión Europea, su portal de datos abiertos se halla en fase de desarrollo por lo que aún es escasa la información que proporciona. No obstante, son muchos ya los gobiernos europeos que practican el Open Government Data y que cuentan con sus propios portales a través de los cuales se puede consultar y recuperar gran parte de la información y los datos generados por las administraciones en el cumplimiento de sus funciones.

 

En cualquier caso, este nuevo modelo de gestión pública, ligado a la transparencia y a la participación ciudadana, está destinado a estrechar el vínculo entre Administración Pública y su ciudadanía lo que resulta especialmente relevante en este año en el que se celebran las elecciones al Parlamento Europeo, acontecimiento en el que será vital la participación de los ciudadanos europeos y para conseguirla se requiere previamente un importante ejercicio de transparencia.

 

Aunque a la Unión Europea y a sus países miembros aún les queda mucho camino que recorrer, se divisa un futuro prometedor en el derecho de acceso a la información y en la reutilización de los datos.

 

 

 

Paula Sainz Iglesias es estudiante del Grado en Información y Documentación de la Universidad de Salamanca. En la actualidad realiza prácticas en el Centro de Documentación Europea/Europe Direct de Salamanca.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0